“Gracias totales”: un homenaje a Cerati y la falta de conexión de Zeta y Charly con el público

Ayer se inició la gira “Gracias totales” en Bogotá. Más que un concierto fue un homenaje al líder histórico, Gustavo Cerati, con canciones de Soda Stereo. Durante el show, los integrantes de la banda argentina no pronunciaron ni una sola palabra, dejaron que la música hablara por ellos.

NOTICIAS Por: OSCAR CANAVESE 02 de marzo de 2020
soda_stereo_en_gracias_totales

Bogotá, 29 de febrero. Ayer se inició Gracias totales, una gira en la que Charly Alberti y Zeta Bosio, integrantes de Soda Stereo, buscan homenajear a su líder histórico, Gustavo Cerati, y al legado de la banda. 

Más de 30 mil personas estaban en El Campín esperando que los rockeros de Soda aparecieran. El concierto estaba programado para las 8:00 p.m., pero se inició media hora después por fallas en el sonido, esas que se hicieron sentir más adelante en algunas presentaciones.

Todos estaban ansiosos por ver a Soda de nuevo en los escenarios. Fácilmente se podían detectar tres generaciones. Los primeros fueron los que crecieron con ellos, vivieron el fenómeno de la sodamanía y lloraron por la separación de la banda en 1997. En el siguiente grupo estaban los que conocieron a Soda después de su separación y los vieron en el escenario en su gira Me verás volver en 2007. Los últimos eran la generación más joven, esa que tenía la ilusión de verlos juntos, pero que se derrumbó cuando Gustavo Cerati falleció el 4 de septiembre de 2014, tras estar cuatro años en coma por un accidente cerebrovascular que sufrió el 15 de mayo de 2010.

A los que vinieron no les importó que el show se hiciera sin Gustavo Cerati, ni mucho menos criticaron a Charly y Zeta por esto, como muchas personas lo hicieron en las redes sociales. Las luces se apagaron y el público sabía que el show estaba por iniciar.

Te puede interesar

Murió el tecladista Lyle Mays, uno los motores de Pat Metheny Group

l tecladista estadounidense Lyle Mays, uno de los motores musicales de Pat Metheny Group, murió ayer en Los Angeles, a los 66 años. Cuando el músico argentino Pedro Aznar se enteró de su partida, escribió en su cuenta de Twitter: "Lamento con todo mi corazón la pérdida de un alma tan fina y un músico inigualable como Lyle Mays. Hacer música a su lado fue una de las cosas más hermosas que me regaló la vida. ¡Mi cariño, respeto y admiración por siempre, Maestro!". No serán muchos los que, como Aznar, puedan escribir la frase "hacer música a su lado fue una de las cosas más hermosas...". Sin embargo, pensar que era un alma fina y que eso se traducía en la música que hacía puede ser un sentimiento compartido por muchos amantes del jazz fusión.

3193658w740